¿Quieres saber qué tan fértil eres?

¡Contesta el siguiente cuestionario para averiguarlo!

Por favor responde a todas las preguntas.

  1. ¿Qué edad tienes?

    Conforme la edad de la mujer avanza, los óvulos tienen menos posibilidades de formar un embrión que se pueda implantar y formar un hijo con un conjunto normal de cromosomas. El proceso de envejecimiento también disminuye la cantidad de óvulos que tiene. Después de la edad de 35 años, su potencial de fertilidad comienza a disminuir. Después de los 40 años, las posibilidades de embarazarse disminuyen rápidamente. Por lo que es importante realizar un diagnóstico certero, ya que la edad es un factor clave para la fertilidad.
  2. ¿Fumas?

    Fumar podría tener efectos adversos importantes tanto sobre la calidad de sus óvulos como en la calidad del esperma de su pareja, por lo tanto puede afectar tu capacidad para embarazarte y de tener un bebé sano. Si fuma, su fertilidad natural puede disminuir. También puede disminuir prematuramente su reserva ovárica, envejeciendo sus ovarios a una velocidad mayor a la normal y podría llegar hasta causar menopausia prematura. Si logras embarazarte, los estudios muestran que las fumadoras podrían presentar tienen un mayor riesgo de aborto y menor probabilidad de lograr un nacimiento sano.
  3. ¿Tienes sobrepeso o bajo peso?




    El sobrepeso puede tener efectos sobre la ovulación. Apenas hace poco tiempo se determinó plenamente que el peso también puede afectar disminuyendo las posibilidades de embarazo. El efecto más importante ocurre cuando el índice de masa corporal (IMC) es de más de 35. Si tienes bajo peso y tu grasa corporal es de 10 a 15 por ciento inferior a la normal, puedes tener problemas para embarazarte. Las mujeres con bajo peso pueden ser incapaces de producir las hormonas necesarias para causar la ovulación, la cual es esencial para la concepción. Para calcular tu índice de masa corporal es necesario realizar una sencilla operación: Se divide la masa en kilogramos (el peso) entre el cuadrado de la estatura expresada en metros (altura).
  4. ¿Cuánto ejercicio haces?

    En un estudio de Harvard, más de tres horas de ejercicio aeróbico a la semana en la mujer se asoció a una menor tasa de embarazos con FIV. Aunque esto no se ha comprobado completamente, el nivel de tu actividad es parte de la evaluación de su riesgo de infertilidad. Si hace ejercicio intenso puede experimentar periodos menstruales irregulares o falta de menstruación. Esto es común en bailarinas, atletas profesionales y corredoras y puede conducir a problemas de ovulación.
  5. ¿Tienes periodos menstruales regulares?

    Ya que la ovulación es esencial para tener un bebé, el hecho de tener periodos menstruales irregulares o ausencia de menstruación es riesgo de infertilidad. Si no menstrúas, o si tus ciclos son de más de 35 días o de menos de 25 días, podría tener un problema de ovulación, una de las principales causas de infertilidad.
  6. ¿Tienes sangrado o manchado entre tus periodos?

    El sangrado anormal o manchado entre los periodos podría ser una señal de problemas hormonales, fibromas, pólipos, o problemas del útero o cervicales.
  7. ¿Tienes historial de enfermedades de transmisión sexual (ETS)?

    Si permanecen sin tratamiento, las enfermedades como la gonorrea o clamidia pueden conducir a enfermedad pélvica inflamatoria (EIP). La EIP puede resultar en complicaciones como cicatrices, abortos, embarazo ectópico, y bloqueo de las trompas de Falopio. Todas estas complicaciones pueden afectar tu probabilidad de lograr un embarazo sano.
  8. ¿Tienes dolor durante tu menstruación o durante las relaciones sexuales?

    La endometriosis, la enfermedad tubárica, enfermedad inflamatoria pélvica y los fibromas pueden afectar la fertilidad negativamente y pueden ocasionar dolor durante las relaciones sexuales. Si experimentas dolor pélvico, dolor durante el sexo o dolor anormal durante la menstruación uno de los anteriores puede ser causa de infertilidad.
  9. ¿Tomas cantidades excesivas de cafeína?

    La cantidad de cafeína que ingieres podría tener influencia sobre su fertilidad. Las cantidades moderadas reducen la fertilidad. La cafeína en exceso es un factor de riesgo de infertilidad ya que puede incrementar las probabilidades de aborto y el riesgo de endometriosis.
  10. ¿Bebes alcohol en exceso o haces uso recreativo de drogas?

    Se ha demostrado que beber en exceso o usar drogas incrementa las probabilidades de sufrir trastorno ovulatorio o endometriosis. Ambas condiciones pueden dificultar embarazarse y/o de que el embarazo llegue a término. También puede afectar la calidad de los espermatozoides de su pareja.
  11. ¿Tienes historial de abortos recurrentes?

    Los abortos recurrentes pueden ser causados por una anormalidad cromosómica en uno de los padres, problemas con la calidad de los óvulos, anormalidades estructurales del útero o anormalidades hormonales.
  12. ¿Sufres de algún problema médico crónico?

    Las enfermedades como la diabetes, asma, alta presión arterial, artritis reumatoide u otras enfermedades serias pueden dificultar el embarazarse. Los medicamentos que se utilizan para tratar estas enfermedades pueden inhibir tu capacidad de concebir o ser dañinas para el bebé no nato.
Instituciones que nos respaldan