Maternidad e infertilidad: ‘Ser mamá es un trabajo fuerte. Convertirse en una, lo es también’

Ser mamá es un trabajo fuerte. Y convertirse en mamá cuando se padece infertilidad, también lo es. Celebramos a las mamás guerreras que cumplen sus sueños.

Durante siete años, el Día de las Madres, era el peor día del año para Candace. Era un recordatorio de la realidad que no quería ver.

Candace quería ser madre pero tenía problemas para lograrlo.

Para mi esposo y para mí, las paredes de nuestra habitación se volvieron clínicas, cronometradas e invadidas por especialistas en fertilidad. El mundo exterior no entendía por lo que estábamos pasando; nos veían como una pareja que decidió ‘tomarse su tiempo’ para formar una familia.”, comparte Candace en el blog de Google.

Lograr ser mamá y vencer a la infertilidad

Para muchas mujeres, tener un bebé y vivir la maternidad es una alegría. Pero hay muchas madres que también experimentan preocupación, decepción, culpa, frustración e incluso enojo y miedo.

Querer ser mamá y tener un padecimiento que impacta en la fertilidad es un reto. Y las mujeres que logran ser mamás después de años de búsqueda, momentos de alegría y decepciones, tomando tratamientos de FIV, son ganadoras excepcionales.

Contenidos Relacionados

Ser mamá gracias a la Reproducción Asistida es motivo de orgullo. Porque se han tenido que sobrellevar situaciones que, a diferencia de las mamás que han concebido de manera espontánea, les han exigido mayor fortaleza y compromiso para lograr su sueño.

¡Y qué nivel de exigencia! Sólo las mujeres comprometidas con sus sueños son capaces de afrontar los retos que implica un tratamiento.

La ilusión de tener un bebé: la fortaleza que impulsa tu sueño

El psicoanalista Joan Raphael-Leff explica en el artículo “El Nacimiento de una Madre” del periódico New York Times, que para el momento en que llega el bebé, una mujer ya ha desarrollado sentimientos de ilusión sobre la vida con su bebé.

Ser Mamá Frase

Esto quiere decir que desde antes del nacimiento del bebé (quizás desde la primera intención de ser mamá), una mujer ya está visualizando su sueño.

Según Raphael-Leff, la ilusión de la maternidad se basan en experiencias con la propia madre, familiares, amigas, la comunidad y cultura. Por lo que convertirse en madre es un cambio de identidad, y uno de los cambios físicos y psicológicos más importantes que una mujer experimenta en la vida.

Y estas ilusiones pueden ser lo suficientemente poderosas para que la realidad la decepcione si no se alinea con su visión. Como ocurre cuando se recibe un diagnóstico de infertilidad.

Esto le ocurrió a Candace, pero ella se convirtió en una guerrera de la infertilidad. Decidió informarse, buscar ayuda, analizar datos, ver vídeos en YouTube. Así se dio cuenta que no estaba sola.

Poco a poco, Candace encontró más personas en la misma situación. Se unió a foros y grupos en Facebook que le ayudaron a sobrellevar los desafíos que implica un tratamiento de Reproducción Asistida. Y los retos, en compañía, fueron perdiendo su peso.

“Había guardado silencio sobre mis luchas con la infertilidad. Es una mezcla de dolores de cabeza, inyecciones y cirugías, fallos en el proceso y desgaste económico.

Convertirse en mamá es un trabajo fuerte

Su misión es pasar el mensaje: Ser mamá es un trabajo fuerte. Y convertirse en una, lo es también.

Convertirse en mamá cuando se padece infertilidad no es imposible.

Pero requiere un mayor esfuerzo emocional -valentía, perseverancia, fortaleza, esperanza- y físico -mejorar hábitos alimenticios y estilo de vida, seguir puntualmente las indicaciones del médico, etc-.

#SerMamáIngenes significa ser perseverante, escuchar atentamente los datos y estadísticas (porque la infertilidad es más común de lo que crees y hay padecimientos que afectan a 1 de cada 10 mujeres), ser realista y estar dispuesta a afrontar los retos.

Ser mamá es un trabajo fuerte. Y convertirse en una, lo es también.

Una mamá Ingenes entiende que todo lleva tiempo y que la paciencia es clave. Sabe que no hay sueños imposibles, simplemente que hay algunos que tardan más en lograrse.

Las mamás Ingenes saben que la recompensa es más grande que todo los retos que atraviesan. Tienen una actitud ganadora.

Si has imaginado a tu bebé, has nacido como mamá. Porque has decidido intentarlo una y otra vez. Porque no te darás por vencida y buscarás la ayuda correcta.

En Ingenes han nacido más de 15,000 mamás que respaldan nuestra experiencia. Juntos lograremos tu sueño:

Ser Mamá Ingenes


Contenidos Relacionados

Por:

Somos el instituto de infertilidad y genética con las tasas de éxito más altas de Latinoamérica con un éxito de 96% de bebé en casa, contamos con laboratorios especializados, médicos especialistas en reproducción, sucursal Ingenes CDMX, Ingenes Guadalajara, Ingenes Mérida e Ingenes Monterrey, programas integrales, apoyo emocional mediante talleres de psicocorporalidad, seguimiento durante todo el embarazo y apoyo nutricional.

Publicado:

Comparte este contenido:

Es momento de cumplir tu sueño de tener a tu bebé en casa

El primer paso para lograrlo es acudir a tu Programa Diagnóstico el cual incluye valoración médica por uno de nuestros especialistas, estudios clínicos para ti y tu pareja, y apoyo emocional con uno de nuestros terapeutas.

En Ingenes logramos que 9 de cada 10 parejas regresen con su bebé a casa. Con nuestros Programas BEC Plus, en caso de no lograrlo te devolvemos tu dinero*

Nuestras Certificaciones
  • Red Latinoamericana de Reproducción Asistida
  • American Society of Reproductive Medicine
  • Fertility Centers of Illinois
  • CINVESTAV
  • CONACYT
  • UNAM
  • European Society of Human Reproduction and Embryology
  • Top Doctors
  • Fairfax
  • Great Place to Work