Fallo de implantación

El fallo de implantación se diagnostica cuando no se ha podido lograr un bebé después de al menos tres ciclos de fecundación in vitro (FIV) o de la transferencia de más de diez embriones de buena calidad.

En la actualidad, existen soluciones altamente efectivas para cada una de las causas del fallo de implantación, entre las que destacan la transferencia de embriones en la fase de blastocisto (día 5 de desarrollo embrional), el diagnóstico genético preimplantatorio y la eclosión asistida (o hatching asistido)


Proceso implantatorio embrionario

¿Qué es el fallo de implantación?

La implantación embrionaria es un proceso complejo que requiere de un embrión sano y un endometrio receptivo, así como de un estrecho diálogo entre ambos.

En el campo de la reproducción asistida, el fallo de implantación se diagnostica cuando no se ha podido lograr un bebé después de al menos tres ciclos de fecundación in vitro (FIV) o de la transferencia de un total de diez embriones de buena calidad.


Implantación embrionaria exitosa

Causas del fallo de implantación

Las causas del fallo de implantación son múltiples y pueden estar implicados tanto problemas embrionarios como problemas con el ambiente uterino:

  • Los problemas embrionarios incluyen anomalías cromosómicas y genéticas, así como dificultad del embrión para salir de la capa que lo envuelve (zona pelúcida) y lo ha protegido durante su desarrollo. Es necesario que los embriones logren romper esta capa para poder implantarse en el útero y producir el embarazo
  • Los problemas con el ambiente uterino pueden deberse a alteraciones anatómicas, desarrollo endometrial inadecuado, tumores benignos(miomas), cicatrices, adherencias, sinequias, infecciones o inflamaciones que afectan su receptividad. Asimismo, debe descartarse la presencia de focos infecciosos vecinos al útero, que puede ser provocada por condiciones como el hidrosalpinx. Y por último, trastornos hormonales, metabólicos (resistencia a la insulina y obesidad), inmunológicos (síndrome de anticuerpos antifosfolípidos) o de la coagulación sanguínea (trombofilias) que impiden la implantación

¿Cómo se diagnostican las causas del fallo de implantación?

Existen varias pruebas que permiten determinar las causas del fallo de implantación:

  • El análisis de sangre es útil para descartar trastornos hormonales, metabólicos, inmunológicos y de la coagulación sanguínea. Estos últimos obstaculizan la llegada normal de sangre para nutrir al embrión
  • La presencia de malformaciones o miomas uterinos puede diagnosticarse mediante un ultrasonido vaginal ginecológico. Éste también permite identificar el hidrosalpinx y puede servir para medir el endometrio (capa interna del útero) que, de acuerdo con los expertos, éste debe medir de 7 a 10 milímetros o más en la mitad del ciclo
  • Además de un espermiograma o análisis de semen, es recomendable llevar a cabo una prueba de fragmentación del ADN de los espermatozoides antes de la Fertilización In Vitro, en particular cuando hay antecedentes de enfermedades que pueden afectar la calidad de los espermatozoides
  • Las anomalías cromosómicas y genéticas en el embrión pueden detectarse mediante el diagnóstico genético preimplantatorio o microarreglos
  • Con el fin de establecer si es necesario llevar a cabo un proceso de eclosión asistida (assisted hatching) se debe hacer un seguimiento del desarrollo embrionario posterior a la Fertilización In Vitro para poder determinar si hay engrosamiento de la zona pelúcida una vez que el embrión llegue al estadio de blastocisto

Es importante señalar que una detallada evaluación de los ciclos realizados hasta el momento (número de óvulos obtenidos, tasa de fertilización, técnicas utilizadas y desarrollo embrionario) es fundamental para establecer un pronóstico certero.

Tratamientos para lograr un bebé tras un fallo de implantación

Conocer las causas del fallo de implantación es fundamental cuando se trata de seleccionar un tratamiento que permita lograr un bebé con el menor desgaste. En la actualidad, existen soluciones altamente efectivas para cada una de dichas causas.

Cuando el fallo de implantación se asocia con problemas inmunológicos, éstos pueden tratarse fácilmente con medicamentos, mientras que si se debe a problemas con el ambiente uterino el tratamiento varía según la causa y puede ir desde terapia hormonal hasta cirugía en casos muy específicos. Sin embargo, cuando el fallo de implantación se debe a problemas embrionarios, los principales tratamientos incluyen:

La transferencia de embriones en la fase de blastocisto, es decir, cinco o seis días después de la fertilización
Hasta hace pocos años, todos los embriones se transferían en el tercer día después de la fertilización debido a que era imposible mantenerlos vivos en un laboratorio, pero hoy la tecnología nos permite cultivarlos por mayor tiempo, lo que facilita la selección de los embriones de mayor calidad y con mayor poder de implantación. (Si quieres saber más sobre el cultivo prolongado de embriones haz clic aquí)
El diagnóstico genético preimplantatorio (PGD)
Este método permite que sólo los embriones libres de anomalías genéticas y cromosómicas se transfieran al útero materno. Las pacientes con fallo de implantación tienen una tasa más elevada de anomalías genéticas estructurales, por lo que al transferir sólo embriones normales se maximizan las probabilidades de implantación, de embarazo y de tener un bebé en casa sin importar la edad de la mujer. (Si quieres saber más sobre el diagnóstico genético preimplantatorio (PGD) haz clic aquí)
La eclosión asistida (assisted hatching)
Antes de su implantación en el útero, el embrión debe liberarse de la membrana que lo envuelve (zona pelúcida) para entrar en contacto directo con las células del endometrio. En algunos casos el fallo de implantación se debe a la incapacidad del embrión para salir de la zona pelúcida y es necesario facilitarle este proceso para aumentar la probabilidad de implantación

En Ingenes contamos con embriólogos expertos en técnicas de micromanipulación, lo que nos permite realizar el procedimiento de eclosión asistida mediante rayo láser de forma rápida y precisa sin causarles ningún daño a los embriones.


Detalles de publicación

Por: 2018

Ingenes es el Instituto de Fertilidad y Genética líder en salud reproductiva con las tasas de éxito más altas de Latinoamérica

Publicado:

Actualizado:


Es momento de cumplir tu sueño de tener a tu bebé en casa

El primer paso para lograrlo es acudir a tu Programa Diagnóstico el cual incluye valoración médica por uno de nuestros especialistas, estudios clínicos para ti y tu pareja, y apoyo emocional con uno de nuestros terapeutas.

En Ingenes logramos que 9 de cada 10 parejas regresen con su bebé a casa. Con nuestros Programas BEC Plus, en caso de no lograrlo te devolvemos tu dinero*

Comparte este contenido:

Valoraciones:

1 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 5

(1 votos, promedio: 5,00 de 5)


Nuestras Certificaciones
  • Red Latinoamericana de Reproducción Asistida
  • American Society of Reproductive Medicine
  • Fertility Centers of Illinois
  • CINVESTAV
  • CONACYT
  • UNAM
  • European Society of Human Reproduction and Embryology
  • Top Doctors
  • Fairfax
  • Great Place to Work