"Yo tengo útero retroverso y logré a mi hijo pasando los 39"

por Gisela Calderon

Clara tiene útero retroverso, una condición que es muy común en las mujeres y, en ocasiones, puede complicar que logren concebir. Conoce aquí su historia y cómo se transformó en mamá de su pequeño Pedro cuando tenía más de 39 años.

¿Qué es el útero retroverso?

El útero retroverso, útero retrovertido o útero invertido es una condición en la que la matiz o útero de la mujer se encuentra al interior del cuerpo de forma diferente a la que normalmente debería estar, con una inclinación hacia atrás, en lugar de hacia adelante; algo tan frecuente que, 1 de cada 5 mujeres lo experimenta.

Esta condición puede existir desde el nacimiento, o puede desarrollarse posteriormente, como ocurre con algunas mujeres en edad reproductiva avanzada, debido al debilitamiento de los ligamentos pélvicos al momento de la menopausia.

El tejido cicatrical o las adherencias pélvicas también pueden generar que el útero se mantenga en una posición retrovertida, las cuales suelen ocurrir debido a:

  • Endometriosis
  • Infecciones en el útero o en las trompas de Falopio
  • Cirugías pélvicas

"Vence tus miedos, lo mejor está cruzando esa puerta"

"Yo tengo útero retroverso, el útero invertido; es decir que, mi matriz está en una posición diferente a la que debería, una posición que no es ideal para concebir un bebé.

Lo intentamos muchísimo mi esposo y yo antes de venir aquí, y cuando llegamos, yo ya tenía 39 años. El día de mi primera consulta me explicaron que, a medida que pasa el tiempo la fertilidad disminuye, y que después de los 35 años se vuelve más complicado quedar embarazada.

Fue muy duro saber que mi edad era un factor tan determinante, pensaba en todo lo que hice en lugar de tener a mi bebé; y no me malinterpretes, no me arrepiento de las decisiones que tomé en mi vida y todo lo que quise realizar pero, quizás, hubiera empezado este camino mucho antes.

Después de la revisión ginecológica, de considerar el tema de mi útero retroverso, mis análisis y los de mi esposo, nuestros médicos dijeron: 'Te podemos ayudar'. Se lo dije a mi marido, si queríamos tener un bebé, si queríamos tener a nuestro hijo debíamos hacerlo todo y atravesar cada paso, considerar todas las alternativas y hacer lo que sea para tenerlo.

Nos decidimos por un tratamiento multiciclo con 4 Fertilizaciones In Vitro y empezamos todo el proceso, la estimulación ovárica con las hormonas y todo. Pasar un programa de Reproducción Asistida es desgastante, física y también mentalmente, pero tienes que sacar desde adentro de ti la fuerza, la voluntad y las ganas para hacerlo.

Cuando fue mi punción ovárica y después de la fertilización, les pregunté mis doctores cuántos embriones habían sido. Después pensaba: '¿Funcionó?, ¿estarán creciendo?' Sentía mucho miedo de que algo no saliera como debería.

"Mi útero retroverso no fue un impedimento para transformarme en mamá"

El día de nuestra transferencia yo estaba hecha un manojo de nervios, no quería ni entrar, era mucha incertidumbre, pero mi esposo me tranquilizó, fue mi tronco igual que en todo el tratamiento, y me dijo: 'Muchas veces las cosas del cuerpo dependen de la mente, Clara, repite después de mí: Yo soy una mujer fuerte y vengo de una generación de mujeres fuertes, fértiles, que tuvieron hijos sanos y felices, ¡y yo también los tendré'.

Me hizo sentir como la mujer más fuerte del mundo, y cuando entré, yo iba como si fuera una Chica Superpoderosa. Me pusieron a mis embrioncitos, y pues, ya todo era esperar. Podía ser que funcionara o podía ser que no pero yo, ¿te digo algo? Yo ya sabía que estaba embarazada.

Soy de las personas que piensan que los tiempos de Dios son perfectos, así soy yo, también creo en que las cosas pasan cuando deben de pasar y que todo en este mundo es por algo... ¡y en mi primer intento cayó!

Uno de los momentos más felices de toda mi vida fue cuando vi los puntitos en el líquido amniótico, cuando lo vi en mí por primera vez.

"Pedro, lo haría todo de nuevo con tal de conocerte"

Después, continuamos acudiendo a nuestras citas para ver cómo se iba formando y, cuando fue tiempo, me dijeron que sus pulmoncitos estaban perfectos, estaba listo para nacer, ¡y yo también estaba lista para conocerlo!

El 4 de octubre de 2019 estábamos en el hospital, y a las 5:00 am mi bebé nació. Mi esposo estaba ahí, él vio todo, los doctores trabajaron un poquito para que saliera porque se aferraba a mi pancita, a su primera casita, cuando lo oí llorar fue hermoso.

Pedro nació perfecto, estuvo conmigo piel con piel cuando salió, eso fue todo y ahora nos pertenecemos, somos el uno para el otro. Inténtalo, por favor, haz un intento aquí, uno más, si no puedes tener un bebé inténtalo todo, vence todos tus miedos, ¡tú también puedes hacerlo!

Mi hijo Pedro ya camina, el tiempo pasa tan rápido con él, hace todo, ¡el mundo es de él! Apenas tiene14 meses, pero ya es todo un torbellino. Ahora tengo a una persona que depende al 100% de mí, cada cosa que hago, cada pensamiento es por y para él.

Cuando mi hijo sea mayor y pueda entender todo lo que tuvo que pasar para que esté hoy aquí le diré que, sin importar lo duro que fue y lo mucho que me costó en todos los sentidos, lo haría mil veces, pasaría por todo un millón de veces más, por lo que sea, con tal de conocerlo."

Tienes más de 35 años y quieres ser mamá pero, ¿aún no lo has logrado?

Si tu también tienes más de 35 años y has decidido que quieres experimentar la maternidad, puedes hacerlo sin importar cuáles hayan sido tus intentos previos; ya sea que tengas útero retroverso, como Clara, o que no sepas exactamente cuáles son las condiciones de tu salud reproductiva.

En Ingenes contamos con un Programa Inicial para todas las mujeres que, como tú, quieren ser mamás y están dispuestas a hacer todo para lograrlo. Un programa que se enfoca en identificar las causas que te han impedido lograr ese sueño antes, y trazar un plan de tratamiento de Reproducción Asistida personalizado, llevado a cabo por un equipo de expertos embriólogos, andrólogos, médicos ginecólogos con subespecialidad en Biología de la Reproducción y psicoterapeutas, entre otros.

Este es el camino que te llevará hasta tu estrellita. Acércate con nosotros aquí y te ayudaremos a cumplir el sueño de llevar a tu bebé a casa.

¿Cuál es tu historia?

Queremos conocerla y juntos escribir la mejor parte.
¡Cuéntanos!
Contáctanos

Permiso Cofepris: 133300201A1156 
Dr. Felipe Camargo Cédula Profesional SEP: 4452501 
©Todos los derechos reservados 2021. Instituto Ingenes, Fertilidad & Genética