Consejos para familiares y amigos

Los familiares y amigos de pacientes infértiles quieren ayudarlos, pero no saben cómo y pareciera que sus comentarios mejor intencionados terminan haciendo más difícil la situación. No es fácil ver sufrir a alguien que quieres y saber que no puedes solucionar su problema, hay mucho que puedes hacer para que tus seres queridos se sientan acompañados.

La infertilidad es un padecimiento muy común entre la población mundial y pocas veces se toma en cuenta el papel de los familiares y amigos en torno a este tema.
También es muy común que estos quieran ser de apoyo y ayuda para una pareja con algún padecimiento de infertilidad, sin embargo no están seguros de cómo abordar el tema o de si lo deben abordar.

Aunque la infertilidad es reconocida como un problema que afecta a individuos y parejas, el impacto que puede tener sobre sus seres queridos pocas veces es tomado en cuenta.

Por lo general, los familiares y amigos de pacientes infértiles quieren ayudarlos, pero no saben cómo y pareciera que incluso sus comentarios mejor intencionados terminan haciendo más difícil la situación.

No es fácil ver sufrir a alguien que quieres y saber que no puedes solucionar su problema, sin embargo, hay mucho que puedes hacer para que tus seres queridos se sientan acompañados.

Consejos para familiares y amigos

Entiéndelos y apóyalos


  1. Aprende a escuchar. Preguntarles a tus seres queridos cómo se sienten o si necesitan algo siempre es mejor que decirles lo que crees que deberían hacer.

  2. Hazle saber a la pareja que te importa lo que están pasando. Debido a que no quieren entrometerse o a que no saben qué decir, muchas familias terminan por evitar el tema de la infertilidad. Esto puede dar la impresión de que no les importa y hacer que la pareja infértil se sienta aislada. Si no sabes qué decir, di algo como: “siento mucho lo que estás pasando y sé que no hay nada que pueda decir para que te sientas mejor pero estoy aquí si necesitas hablar”.

  3. Aunque quieras hablar del diagnóstico y las opciones de tratamiento de tus seres queridos, es probable que ellos no. No hagas preguntas como ¿cuándo te vas a embarazar? O ¿qué tratamiento vas a probar ahora? Deja que sepan que pueden hablar contigo pero no los obligues a hablar.
  4. Intenta no empezar tus frases con “te entiendo” o “es como cuando yo...”. Cuando no sabemos qué decir es normal que intentemos llenar el vacío con nuestras propias experiencias en un intento por empatizar, sin embargo, la realidad es que alguien que no ha pasado por esta situación no puede comprenderla.

  5. Cada caso de infertilidad es único. Evita la tentación de hablar sobre otras personas que lucharon contra la infertilidad durante años y ahora tienen hijos. La pareja sabrá que sólo intentas darle esperanza pero también podría sentir que no estás escuchando.

  6. La infertilidad no tiene una respuesta fácil. Afirmar que todo va a estar bien, que basta con tener paciencia o que las cosas podrían ser peores puede hacerle sentir a la pareja que percibes su problema como algo trivial.

  7. No le aconsejes a la pareja que se relaje. Todos conocen a alguien que tenía problemas para concebir pero finalmente logró embarazarse cuando se relajó. La infertilidad es un problema médico que la relajación por sí sola no soluciona. El estrés y otras emociones son el resultado de la infertilidad y no su causa.

  8. No sugieras tratamientos que no conoces a fondo ni opciones como la adopción. Ésta es una excelente alternativa para formar una familia, sin embargo, el proceso de adopción también puede ser difícil y desgastante y es comprensible que una pareja quiera explorar el tratamiento médico antes de considerarla.v
  9. Nunca le digas a una pareja que lucha contra la infertilidad que tiene suerte al no tener la responsabilidad de criar a un niño. La posibilidad de dormir hasta tarde o salir de viaje no es consuelo para alguien que sueña con tener un hijo y no puede.

  10. Apoya las decisiones de la pareja sin importar lo que opines. Cada decisión involucra un proceso que puede ser doloroso pero, una vez tomada, permite que se cierre un capítulo. Intentar reabrirlo sólo hará más difícil la situación.

  11. Los tratamientos de fertilidad toman tiempo y pueden ser física, económica y emocionalmente desgastantes. Tal vez puedas ayudar cocinando algo para la pareja o llevando a uno de sus miembros a una consulta.

  12. La mayor parte de las parejas infértiles prefiere saber si uno de sus seres queridos está esperando un bebé. Si estás embarazada y tienes una hermana o amiga que no ha podido tener hijos, dale la noticia en privado pero no supongas que no se sentirá feliz por ti.

  13. Si estás embarazada y tienes una hermana o amiga que no ha podido tener hijos, intenta no quejarte con ella de tu embarazo. Tienes todo el derecho a hablar de la incomodidad que éste pueda causarte, pero no pongas a alguien que daría cualquier cosa por estar en tu lugar en la difícil posición de tener que consolarte.

  14. Reconoce que las reuniones familiares llenas de sobrinos y sobrinas pueden ser dolorosas para una pareja infértil. Inclúyelos pero no te ofendas si deciden no asistir o se van temprano.

  15. Sé paciente. La infertilidad conlleva un duelo que no hay manera de apresurar o evitar. Al igual que en cualquier otro duelo habrá momentos de tristeza, desesperación, ira, esperanza y aceptación en los que tu paciencia y comprensión serán de gran ayuda. Recuerda que la lucha contra la infertilidad puede tomar meses o incluso años. Mantente al tanto y demuestra tu apoyo durante todo el proceso.

  16. Las personas con algún padecimiento de infertilidad con frecuencia se sienten culpables e insuficientes. Puedes apoyarlas reconociendo las fortalezas, cualidades y logros en otras áreas de su vida. Invítalos a hacer actividades que sabes que disfrutan, tales como una caminata en el parque, tomar una taza de café, ir a una clase de yoga, etc.

  17. No le preguntes una pareja que lucha contra la infertilidad si por fin logró el embarazo. Lo sabrás cuando suceda y estén listos para compartirlo.

  18. Recuerda a ambos miembros de la pareja. Por lo general hay más de un individuo involucrado en un diagnóstico de infertilidad. Desafortunadamente, debido a que la infertilidad es erróneamente concebida como un problema femenino, muchas veces los hombres no son tomados en cuenta, sin embargo, es importante que obtengan el mismo consuelo y apoyo que la mujer.

  19. No hables de la infertilidad de tus seres queridos a sus espaldas. Ésta debe ser tan privada como la pareja lo desee. Respétalos y no compartas información con otros sin su autorización.

  20. No hagas bromas sobre la infertilidad. Incluso si la pareja lo hace, no significa que tú debas hacerlo.

Detalles de publicación

Por: 2020

Ingenes es el Instituto de Fertilidad y Genética líder en salud reproductiva con las tasas de éxito más altas de Latinoamérica

Publicado:

Actualizado:


Es momento de cumplir tu sueño de tener a tu bebé en casa

El primer paso para lograrlo es acudir a tu Programa Diagnóstico el cual incluye valoración médica por uno de nuestros especialistas, estudios clínicos para ti y tu pareja, y apoyo emocional con uno de nuestros terapeutas.

En Ingenes logramos que 9 de cada 10 parejas regresen con su bebé a casa. Con nuestros Programas BEC Plus, en caso de no lograrlo te devolvemos tu dinero*

Comparte este contenido:

Valoraciones:

1 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 51 voto, promedio: 5,00 de 5

(1 votos, promedio: 5,00 de 5)


Nuestros Aliados
  • Red Latinoamericana de Reproducción Asistida
  • American Society of Reproductive Medicine
  • Fertility Centers of Illinois
  • CINVESTAV
  • CONACYT
  • UNAM
  • European Society of Human Reproduction and Embryology
  • Top Doctors
  • Fairfax
  • Great Place to Work